Ministerio de Salud confirma nuevos casos de Miasis por Gusano Barrenador en humanos

El Ministerio de Salud de Costa Rica informó ayer sobre un nuevo caso de Miasis por Gusano Barrenador en humanos, confirmado por el Laboratorio Nacional de Servicios Veterinarios (LANASEVE). El afectado es un hombre de Puerto Viejo, Sarapiquí, en Heredia, quien fue atendido inicialmente en el Área de Salud Puerto Viejo por una úlcera en su miembro inferior derecho, donde se detectaron larvas. Posteriormente, el paciente fue trasladado al Hospital San Vicente de Paúl para una evaluación especializada, donde actualmente permanece hospitalizado.

Además, se reportó el fallecimiento de otro paciente que fue atendido en el Área de Salud Valle La Estrella por una lesión en la cavidad oral con presencia de larvas. Esta persona fue trasladada al Hospital Dr. Tony Facio Castro.

La Dra. Mary Munive Angermüller, segunda vicepresidente y ministra de Salud, señaló que la mosca responsable de esta enfermedad se siente atraída por las heridas, por lo que es crucial vigilar cualquier herida expuesta o úlcera. “Nuestra recomendación es estar vigilante porque si hay heridas expuestas o úlceras, estos pueden ser atracciones para la mosca que ocasiona esta miasis”, enfatizó la ministra.

El Gusano Barrenador tiene un comportamiento distinto al del tórsalo y su capacidad de reproducción es alta, lo que puede causar daños significativos en poco tiempo. Los síntomas de la Miasis por Gusano Barrenador incluyen la presencia de una protuberancia dolorosa en la piel que puede secretar líquido. A medida que la larva crece, puede ser visible bajo la piel y moverse. El tratamiento generalmente requiere la extracción quirúrgica de la larva y cuidados locales para prevenir infecciones.

El Ministerio de Salud recomienda a la población seguir las siguientes medidas de prevención y control:

Mantener una buena higiene personal, lavándose las manos regularmente con agua y jabón.
Tratar y mantener la higiene en lesiones de la piel según las indicaciones del médico.
Acudir al centro de salud ante la presencia de síntomas como dolor localizado, prurito intenso, malestar en la zona afectada, eritema cutáneo, nódulos cutáneos, heridas que supuran o protuberancias dolorosas en la piel.
Vigilar y cuidar a los animales, realizando revisiones frecuentes y curando todas las heridas, además de informar a las autoridades de salud animal (SENASA) sobre la aparición de animales con gusaneras.
El Ministerio de Salud insiste en la importancia de estas medidas para prevenir la propagación de esta enfermedad y proteger la salud pública.

Compartir este articulo

Deja tu Comentario